Como elegir un altavoz Bluetooth

Atrás ha quedado eso de escuchar música en un soporte físico, las nuevas tendencias en sonido apuntan a que el uso de altavoces Bluetooth cada vez aumentará más, pero no siempre es fácil entender una nueva tecnología y saber qué características deben tener estos nuevos dispositivos.

A continuación, te damos las claves para elegir el que más se ajuste a tus necesidades.

Conectividad:

Los altavoces inalámbricos o Bluetooth permiten escuchar música sin cables, es cómodo y muy manejable. El hecho de que sea Bluetooth no debe quitar que cuente con otro tipo de puertos como entrada Jack o puerto USB, incluso lector de tarjetas de memoria aunque se reduzca a unos pocos modelos aún.

Esto mejorará la conectividad puesto que la reproducción de música no solo se reducirá a conexión Bluetooth.

Tipo de Bluetooth:

La versión de Bluetooth afectará en el desempeño del altavoz, actualmente el modelo mayoritario es el 4.0, aunque lo ideal sería  5.0. Este modelo permitirá la conexión simultánea con otros altavoces para multiplicar su alcance.

Tamaño y durabilidad:

De nada sirve que un altavoz destaque en conectividad si es demasiado grande y pesado. La ventaja de estos altavoces inalámbricos es que sean portátiles, aunque a veces si reducimos el tamaño se reduce la calidad, tanto del sonido como de los materiales utilizados. Habrá que encontrar un equilibrio entre calidad y tamaño.

Diseño:

Altavoces Bluetooth
Altavoces Bluetooth

En el diseño hay que tener en cuenta pequeños detalles que a menudo pasan deapercibidos, el hecho de que tengan un asa o funda que proteja el dispositivo será un punto diferencial.

También es recomendable que sea resistente al polvo y el agua, aunque esto por supuesto dependerá del uso que se le va a dar. No compensaría gastar más por el hecho de que sea sumergible si no se pretende usarlo en lugares de agua.

Aspectos técnicos:

Cada altavoz es un mundo, así que revisar la ficha técnica será esencial para comparar adecuadamente, estos son los aspectos principales en los que te tienes que fijar:

  • Frecuencia: indica el volumen mínimo y máximo que produce el altavoz.
  • Potencia: se indica en W y refleja el valor máximo de potencia que admite el dispositivo. Hay que tener en cuenta que las marcas siempre darán el pico máximo y no hay que dejarse engañar.
  • Numero de canales y drivers: lo más recomendable son sistemas 2.0 o 2.1. En los altavoces más pequeños habrá más dificultad para ofrecer buena calidad de graves, algo que marcará la diferencia.
  • Impedancia: se entiende como la resistencia al paso de corriente, cuanto menor sea la impedancia mayor será la calidad del altavoz.

Batería interna:

Por último, hay que valorar la batería integrada de los altavoces, se debe exigir unas 10 horas mínimo, aunque esta autonomía la calculan las marcas para un uso del 50% del volumen aproximadamente.

Lo que empezó como un experimiento se está haciendo un hueco enorme en el ámbito del sonido. Cada vez se innova más en este ámbito, tendremos que estar pendientes de las últimas tendencias en tecnología Bluetooth.

Conclusión

  • Conectividad: Además de conectar por Bluetooth, Jack o puerto USB.
  • Tipo de Bluetooth: Una versión 4.0 o superior para mejor compatibilidad.
  • Tamaño: Reducido pero no en exceso para poder transportarlo cómodamente.
  • Diseño: Funda, asa de transporte y sumergible al agua.
  • Aspectos técnicos: Frecuencia, potencia, canales e impedancia.
  • Batería: Duración mínima 10 horas.