Las guitarras y sus modelos más comunes

La guitarra es un instrumento que se ha utilizado en todas las partes del mundo y que ha ido evolucionando según el lugar.

Este instrumento se ha ido adaptando a los gustos y el estilo de cada una de las culturas a las que llegaba, por este motivo podemos encontrar distintos modelos de guitarra que serían variaciones de la guitarra clásica.

Como veremos a continuación, los diferentes tipos de guitarras se diferencian en su estructura, el sonido que producen, el material con el que están fabricadas, el número de cuerdas y el material de las cuerdas, entre otros.

Características de la guitarra clásica

La guitarra clásica, también conocida como guitarra española, está formada por un grupo de cuerdas metálicas entorchadas y otro de cuerdas de nylon, cuya mezcla produce un sonido muy natural y dulce.

Este tipo de guitarra está compuesta por 6 cuerdas y un mástil más ancho que el del resto de guitarras.

La calidad de su sonido se debe a que sus principales elementos están fabricados de madera fina como el cedro o el ébano, partes como el mástil, el puente y el diapasón están fabricados de estas maderas.

En cuanto al mástil, la guitarra clásica tiene un diapasón formado por diecinueve trastes metálicos y el famoso clavijero.

Cada una de las clavijas del clavijero tienen un tornillo sin fin mediante el cual se regula la tensión de las cuerdas y se afinan.

El sonido fuerte pero dulce de esta guitarra se debe a la mayor tensión de sus cuerdas en comparación con el resto de guitarras.

La fuerza de la clavija de la guitarra es de entre 6 y 7 kilos.

Esta guitarra es la más popular en España junto con la guitarra flamenca, es muy utilizada en escuelas por los niños, en conciertos de música académica o para piezas de repertorio musical clásico.

Características de la guitarra flamenca

La guitarra flamenca es una de las variantes más famosas de la guitarra española.

Su éxito se puede ver en parte a que la UNESCO declaró el flamenco como patrimonio cultural en material de la humanidad, la guitarra flamenca se ha convertido en un símbolo más de España.

La guitarra flamenca tiene ciertas similitudes con la guitarra clásica, pero también tiene unas características que hacen que su sonido sea muy diferente.

Entre estas características destaca el tamaño de su caja, algo más estrecha que la de la guitarra clásica.

La guitarra flamenca será mucho más cómoda y manejable, sobre todo para niños.

Las cuerdas de la guitarra flamenca están más próximas al diapasón y la distancia entre los trastes suele ser menor, el guitarrista tiene que hacer menos esfuerzo para llegar a cada uno de los trastes y la ejecución es mucho más rápida y cómoda.

Tipos de guitarras
Guitarra flamenca y eléctrica

Los materiales utilizados en la fabricación de la guitarra flamenca son madera de palosanto, de ciprés o de sicomoro para los aros de la caja.

Para la tapa se suele utilizar madera de abeto alemán, pero la selección de la madera utilizada puede variar dependiendo del gusto de los hombres del guitarrista.

Hay que tener en cuenta que cada madera tiene una tonalidad y aspecto característico, además ofrece distintos matices de sonido.

La roseta de la guitarra flamenca tiene una capa protectora que no se puede encontrar en la mayoría de tipos de guitarra.

Esto se debe a que en el flamenco son muy frecuentes los golpes y rasgueos de los guitarristas, y así se consigue proteger la madera para que dure más tiempo.

En cuanto al sonido de esta guitarra, no es muy sonoro y su volumen tiende a ser menor que en la guitarra clásica.

Aún así, el sonido que produce la guitarra flamenca es más brillante y percursivo, se adapta mucho mejor al estilo y las exigencias del flamenco.

La guitarra flamenca indispensable en cualquier tablao y está presente en cualquier espectáculo flamenco.

En el flamenco todo gira en torno a la voz de los cantaores, el baile y el sonido de la guitarra flamenca como acompañamiento, en muchas ocasiones hasta puede dominar el espectáculo.

Características de la guitarra acústica

La guitarra acústica es la tercera guitarra más utilizada en España, y el instrumento más utilizado en la actualidad en todo el mundo.

Está formada por cuerdas metálicas que producen un sonido duro y brillante. se caracteriza por la tensión de las cuerdas de nylon, que están más unidas entre sí.

El diapasón mide aproximadamente 40 mm y la caja de la guitarra acústica tiende a ser más grande que la de la guitarra clásica.

La guitarra acústica destaca por su caja de resonancia, que al ser tan grande hace que las cuerdas vibren más y en la mayoría de los casos no se necesita utilizar un amplificador.

Este tipo de guitarra es muy versátil y se puede utilizar en gran variedad de géneros musicales, desde el blues, jazz, pop o rock.

Su registro de sonido es mucho más amplio y es tan versátil porque es sencilla de tocar gracias a su mástil fino y su fuerza de sonido, no necesita elementos eléctricos o amplificadores para aumentar el sonido.

Dentro de la guitarra acústica podemos encontrar diferentes modelos, esto se debe aquí no tiene un tipo de madera predilecto en su fabricación.

Solo exige que para que el sonido sea de buena calidad, la guitarra esté fabricada con una madera de buena calidad también.

Se recomienda fabricarla de cedro para el cuerpo de la guitarra, y de madera de abeto, caoba, arce o polisandro para la parte lateral y el mástil.

Características de la guitarra eléctrica

Esta es posiblemente la variedad de guitarra más alejada de la guitarra clásica o española.

El nombre de esta guitarra se debe a que cuenta con uno o varios transductores electromagnéticos conocidos como pastillas o pickups en inglés, que convierten la vibración de sus cuerdas en señales eléctricas que luego pueden ser procesadas o amplificadas.

En cuanto al cuerpo de la guitarra eléctrica, está formado por madera de caoba, tilo, encina o fresno.

Aunque también es común que se utilicen materiales plásticos, policarbonato o diferentes aleaciones de aluminio.

El puente es uno de los aspectos más importantes para lograr un sonido característico, para tipo de puente influirá en el sonido de la guitarra.

Las pastillas del puente pueden captar más o menos vibración de las cuerdas de la guitarra y eso hará que varíe la tensión y la entonación de esta.

El mástil de la guitarra eléctrica también es característico, en su interior tiene una barra de acero u otro material resistente denominada alma que contrarresta la tensión de la vibración de las cuerdas sobre el mástil.

Esta pieza está atornillado al cuerpo de la guitarra eléctrica por debajo del diapasón.

El diapasón de la guitarra eléctrica es de madera, generalmente de palisandro africano o ébano.

Los trastes de esta guitarra son unas pequeñas barras metálicas de acero, se ubican encima del diapasón y de forma perpendicular como en todas las guitarras.

El contacto de los trastes de acero con las cuerdas metálicas ofrece también ese característico sonido de una guitarra eléctrica.

Como en el resto de guitarras, el clavijero de la guitarra eléctrica está ubicado en la parte superior del mastín y enrolla todas las cuerdas de la guitarra con un tornillo sin fin que sirve para regular la tensión de las cuerdas y afinarlas.

Al contrario del resto de guitarras que hemos visto anteriormente, la guitarra eléctrica sí que necesita un amplificador para que el sonido sea el adecuado.

La función de este amplificador va a ser procesar la vibración de las cuerdas y amplificarlas.

Diferencias entre la guitarra clásica y la guitarra flamenca

La guitarra clásica y la guitarra flamenca pueden parecer similares a simple vista.

Pese a sus similitudes, hay que fijarse en una serie de aspectos que hacen que sean muy diferentes.

Cada tipo de guitarra, desde la guitarra flamenca hasta la guitarra eléctrica, presenta diferentes variedades dentro de que son un mismo instrumento.

Estas diferencias pueden depender de su forma, del material de las cuerdas, del tamaño de su caja de resonancia, la distancia de los trastes, la tensión de las cuerdas, la madera del cuerpo de la guitarra, etc.

Las guitarras y sus modelos
Guitarra Española y Flamenca

El aspecto de una guitarra clásica y una guitarra flamenca es ligeramente similar, pero al escucharlas se pueden distinguir claramente.

Si escuchamos ambas guitarras, nos damos cuenta al instante de que la guitarra de flamenco es menos sonora y tiene un volumen menor que la guitarra española.

Aunque el sonido de la guitarra flamenca es más percusión y brillante, produce un sonido más agudo y seco que se adapta mejor a las características del flamenco.

Entre sus diferencias físicas destacamos que la guitarra flamenca es algo más pequeña que la guitarra clásica, por lo que su aro de la caja de resonancia también será más pequeño.

El material con el que se elaboran también hace que el sonido será diferente. La guitarra flamenca se elabora con madera de ciprés y abeto, mientras que la clásica generalmente con cedro y palo santo.